5 dic. 2010

Licker

Son creados por una mutación que sufren los zombis cuando se contaminan por el T-virus. Debido a la transformación, tienen características llamativas, como tener el cerebro al descubierto, la ausencia de piel en todo el cuerpo, o el hecho de moverse sobre sus cuatro extremidades. Comparados con los zombis normales, poseen una agilidad increíble. No tienen ojos, por lo que son incapaces de ver, pero tienen un sentido del oído anormalmente desarrollado. En ocasiones, los lickers son creados al implantar el T-virus sobre un tejido vivo, provocando un resultado inestable y cambiando notablemente el aspecto que tuvieron anteriormente. Cada vez que un Licker come, se vuelve más grande, fuerte y veloz.

0 comentarios:

Publicar un comentario